Nota 10

El ecualizador en la masterización

facebooktwittergoogle_pluslinkedinmailfacebooktwittergoogle_pluslinkedinmail

Realiza una escucha exhaustiva de la mezcla y decide cuáles frecuencias deberías cambiar. Si no estas seguro de cuáles frecuencias están mal o necesitas realzar, no lo dejes al azar; realiza pruebas hasta estar seguro.

Antes de empezar a ecualizar, escucha un disco como referencia. Este disco debe ser un buen mastering, que sea parecido a la producción que estamos realizando. Será tu punto de partida.

Los ingenieros de masterización normalmente utilizan dos ecualizadores: El primero estará destinado a las intervenciones quirúrgicas o a un fin correctivo, mientras que el segundo se dedicará a las operaciones estéticas globales. Los dos juntos tienen dos objetivos:

Respetar la curva de Flecher Munson y con ello conseguir un sonido agradable. Recordemos que la masterización se trata de la escucha global, no como en la grabación o mezcla, que se trata más de los sonidos individuales y la relación entre los demás sonidos que lo acompañan.

Lograr una compatibilidad con las más variadas situaciones de escucha, MP3, Radio Web, HQ Files y demás, para lo que recomiendo no utilizar más de 4 dbs en atenuación o incremento. Aunque a veces me ha pasado tener que romper esta regla, en ese caso recomiendo utilizar ecualizadores Linear Phase, ya que como su nombre lo indica, no alteran la fase del sonido y tienden a ser más imperceptible.